Ultrasonido Hifu de 1MHz


El ultrasonido Hifu emite ondas de presión acústicas que, emitiendo en una frecuencia de 1MHz, proporciona un grado de penetración alto. Del efecto de su acción mecánica se genera un calor localizado. Los nódulos celulíticos reaccionan ante esta fricción calentándose y descompactándose, siendo así más fácil su eliminación. La vibración ultrasónica de alta frecuencia estimula los tejidos, acelera el metabolismo en la zona de aplicación y facilita la eliminación de toxinas. El ultrasonido Hifu también contribuye a la formación de colágeno, mejorando la calidad de la piel.

 

Efectos fisiológicos


Este ultrasonido tiene la capacidad de fragmentar las fibrosis que envuelven los adipocitos, preservando el tejido conjuntivo sin causar lesión en las estructuras adyacentes, ayudando a liberar la grasa y que esta no quede enquistada tras la cavitación, además de la ruptura de las fibrosis en los tabiques fibrosos, aumento de la permeabilidad de la membrana celular para una mayor penetración de  principios activos, aumento de la irrigación sanguínea y mayor aporte de oxígeno en los tejidos grasos, provoca un efecto vasodilatador que favorece el flujo drenante.

 

Para su aplicación se recomienda la emisión continua aplicable en adiposidad blanda, y la emisión pulsada en adiposidad dura.